¿DE DÓNDE VIENE LA ROPA INTERIOR FEMENINA?


Desde que las mujeres somos niñas, en casa se nos ha acostumbrado que nuestra ropa íntima, es algo muy sagrado y por lo tanto siempre la tenemos que mantener muy limpia, organizada, y además de todo, tenemos que asignarle un lugar propio, pues no se puede revolver con la demás, y es que socialmente, este tipo de prendas son muy apreciadas, precisamente por el valor tan personal que cada mujer le da a su ropa. Lo que pasa es que, así como sabemos que existen diferentes mujeres, también existen distintos tipos de ropa interior femenina, que cada chica escoge, según su gusto y estilo.

Pero lo interesante es que en pleno 2016, existe muchísima variedad en estas prendas, por lo que debemos sentirnos dichosas al poder escoger entre tantas cosas, y, sobre todo, de tener la libertad de ponernos lo que más nos plazca, ya que no siempre fue así, la ropa interior femenina, ha cambiado mucho a lo largo del tiempo, y casi todas las mujeres del mundo, estaban obligadas a usar prendas horribles, anticuadas que muchas veces no las dejaba respirar, y apretaban su cuerpo, hay testimonios documentados, de mujeres que murieron por asfixia, al utilizar estas prendas.

Lo interesante es saber, ¿cómo surgió el uso de prendas íntimas en las mujeres? ¿cuáles eran las más utilizadas? ¿quiénes las inventaron? Primero se tiene que tener muy presente, que el origen es dudoso y no se ha limitado bien a una fecha exacta, lo que pasa es que, así como apareció el hombre en la tierra, y adquirió conciencia de que necesitaba pieles para cubrirse del clima, puede ser que haya creado prendas más diminutas para sus partes más sensibles. Entonces, hay algo que sí se sabe, y es que la aparición de dichas prendas fue por higiene y protección de genitales y senos.

Se tiene un testimonio fiel, que ya es perteneciente a una cultura avanzada como civilización, y me refiero a los egipcios, pues el afamado emperadorTutankamón, fue enterrado con finas prendas diminutas que cubrían partes específicas de su cuerpo, pero las telas eran de una fineza y delicadeza, que sólo debía ser portada por personas de este estatus, esto se fecha en el año de 1360 a. C.

En las culturas posteriores, las que se consideran como las madres del mundo occidental, o sea, la grecolatina, se han rastreado, narraciones de ámbito mitológico, como en los escritos del gran Homero, quien certifica que la diosa del amor, Afrodita, vestía algunas telas suaves, transparentes y delgadas que cubrían su espectacular cuerpo, pero éstas prendas iban más debajo de la ropa que llevaba puesto hacia el exterior.

Un aspecto interesante, es que la ropa interior femenina, siglos después, no sólo cubría a las mujeres, sino que, además, dependiendo de lo que llevarán puesto, decía mucho de su posición y lugar que ocupaban en su sociedad, dependiendo de su condición virginal o no, pues las mujeres vírgenes, llevaban elementos que hacían saber a los hombres que era casta y pura, y que ya estaba lista para contraer matrimonio, es interesante todo lo que hay detrás de una simple prenda, pues habla mucho de prestigio y el rol que juegan las personas en una sociedad y momentos determinados.

Ya con el avance de los siglos, y los perfeccionamientos tecnológicos, las prendas íntimas femeniles, se fueron sofisticando y perfeccionando, pues las escuelas de la alta moda europea, así como orientales, le daban tintes más estéticos, sensuales, y sobre todo sexuales, que la mayoría de las veces iba enfocados a los grupos de las novias, para sus noches de luna de miel. Entre los objetos que fueron apareciendo, estaban los calzoncillos de manta, o seda, que eran muy largos, y cubrían por completo las piernas, aparecieron camisetas, corsés, cinturillas, y algunos prototipos muy arcaicos de los sostenes.

Así pasó el tiempo, y cada vez las prendas se iban volviendo más pequeñas, lo que hacía que las mujeres enseñaran un poco más de su cuerpo y piel, lo que las hacía sentir, más bellas y sensuales. Se dice que los franceses incorporaron los encajes, y demás texturas a la nueva era de la intimidad femenina, haciéndolas cada vez más atractivas antes los hombres, por eso no es raro encontrar ligueros y medias con adornos.

Una de las aportaciones más importantes de los siglos XIX y XX, fueron la invención de los bikinis, tangas, ligueros, y bóxer, prendas que en la actualidad son muy populares entre las chicas de todas las edades, ya que les encanta enseñar lucir su cuerpo, es que estas prendas resaltan sus atributos y, lo mejor de todo, existe una gran variedad de tallas, colores, modelos, y gustos, que van desde los más sofisticados, recatados, juveniles, y atrevidos.

En la actualidad, existe en México, una empresa que se dedica exclusivamente a la ropa interior femenina, pues ha hecho innumerables estudios estadísticos, y sabe muy bien los gustos de las mexicanas; ellos nos aseguran que las mujeres mexicanas son sensuales, guapas y atrevidas, sólo les falta soltarse un poquito más, y saber qué tipo de ropa les queda, recuerda: de la moda lo que te acomoda. Si tú buscas sensualidad, calidad, variedad y belleza en todo lo que tenga que ver con la ropa interior femenina, ven a Fashion ST. EVEN, ellos te ayudarán a elegir la mejor opción.

No olvides que cuando adquieres cualquier prenda Fashion ST. EVEN, te estás llevando un producto de calidad, que no sólo se te verá espectacular, el tiempo de vida de cada prenda es larguísimo, una razón más para venir y llevarte las que más te gusten, por eso ven, es el paraíso de toda mujer.